Canciller exhorta a los ecuatorianos a luchar contra la trata de personas

Quito, 01 de agosto de 2017

La Ministra de Relaciones Exteriores y Movilidad Humana, Maria Fernanda Espinosa, hizo un “firme llamado” a los ciudadanos y a las funciones del Estado a luchar “de manera vigorosa” para que ningún ser humano sea víctima de la trata de personas. Lo dijo, durante su participación en el conversatorio “Trata de Personas en el Ecuador: avances y desafíos”, que se desarrolló hoy en Quito.

La Canciller afirmó que la lucha contra la trata de personas es parte de los esfuerzos de la nación para alcanzar el desarrollo y el bienestar colectivo.

El encuentro se realizó a propósito de del Día Mundial contra la Trata de Personas que se conmemoró este 30 de julio.

Al respecto, la Jefa de la Diplomacia ecuatoriana ratificó el compromiso de la Cancillería en la prevención del delito y la protección de las personas víctimas de trata. Así los esfuerzos relativos al proceso de identificación y repatriación de víctimas desde la desde el exterior con estricto respecto de los derechos humanos.

Recordó también que en 2009, el país elaboró el Protocolo de Asistencia Consular a víctimas de Trata de Personas en el exterior y puso en marcha un programa de capacitación virtual para la aplicación del protocolo que forman parte de las herramientas para “estandarizar la actuación para la asistencia integral a las víctimas del delito de trata de personas”.

Canciller exhorta a los ecuatorianos a luchar contra la trata de personas Canciller exhorta a los ecuatorianos a luchar contra la trata de personas

En cooperación internacional sobre esta problemática, el Ecuador ha mantenido una activa participación en el ámbito de las Naciones Unidas al apoyar acciones encaminadas a proteger a las víctimas de trata y el tráfico ilegal de migrantes.

La Ministra Espinosa señaló que uno de los hitos más importantes en el ámbito de derechos humanos fue la aprobación de la Ley de Movilidad Humana cuya normativa refuerza las políticas públicas en favor de la igualdad el respeto y equidad de los migrantes de inmigrantes en el Ecuador y sanciona el delito de la trata de personas con la nueva realidad jurídica de movilidad humana.