El estado con más indocumentados ya está dispuesto a protegerlos

En California se han organizado varias manifestaciones para exigir la protección de inmigrantes.

Gobernador sobre ley: “Protege la seguridad pública y a todas las personas que vienen… a trabajar arduamente”

LOS ÁNGELES –  El gobernador de California, Jerry Brown, aceptó hoy dar luz verde al proyecto de ley SB 54 “Acta de Valores de California”, que convertiría al estado en un santuario para indocumentados e inmigrantes.

El apoyo a la iniciativa se dio después de que el líder del Senado, Kevin de León, autor de la propuesta, aceptara hacer algunas enmiendas a su proyecto de ley.

“Este proyecto de ley protege la seguridad pública y a todas las personas que acatan las leyes y vienen a California a trabajar arduamente y a hacer de este estado un lugar mejor”, dijo Brown.

La medida, una de las primeras respuestas de los legisladores de California a la dura política contra los indocumentados que anunció la Administración Trump a inicios de su gobierno, pretende prevenir el uso de recursos públicos, estatales y locales, para tareas que pertenecen a agentes de la Oficina de Control de Inmigración y Aduanas (ICE).

“Este acuerdo es una victoria para los migrantes y un repudio directo a las políticas racistas de deportación de Trump. La valentía, está superando las política de infundir el miedo en nuestro estado”, dijo Pablo Alvarado, director de la Red Nacional de Jornaleros (NDLON).

En varias ocasiones el gobernador había pedido que se enmendara el texto original. Uno de los cambios en la ley permitiría a los agentes locales compartir información con ICE sobre presos condenados por ciertos delitos, también se le permitirá a los agentes federales entrevistar a los detenidos en las cárceles, pero no se les dará espacio de oficina permanente en estos centros.

“La SB 54 garantizará que la policía estatal y local no se desvíen de proteger a nuestras comunidades para hacer cumplir las leyes federales de inmigración”, explicó De León al revelar el acuerdo.

“Las protecciones proporcionadas por SB 54 también asegurarán que los residentes indocumentados puedan reportar crímenes y ayudar en procesamientos sin miedo a ser deportados”.

Defensores de los derechos de los indocumentados habían arreciado las peticiones al gobernador en las últimas semanas, incluso inmigrantes como Romulo Avelica, el padre de familia que duró detenido seis meses por inmigración tras ser arrestado frente a la escuela de su hija, se unieron al los llamados a Sacramento.

“Espero que esta ley pueda pasar y que todos (los inmigrantes) podamos sentirnos protegidos por las autoridades y no estar pensando que nos van a entregar a la migra”, dijo Avelica.

Varios legisladores republicanos de California han expresado su rechazo contra la propuesta que se vota esta semana, también está en contra de la medida las cabezas de varios departamentos de Policía, entre ellos el del Jefe del Departamento de Alguacil de Los Ángeles (LASD), James McDonnell.

“Queremos ver cómo los que aplican la ley van a implementar esta ley, vamos a monitorear que lo hagan de forma correcta completa, y si no lo hacen vamos a ir a las cortes”, vaticinó Alvarado.

fuente:https://eldiariony.com